ANPDH

Familiares del estudiante Brandon Sandoval confirmaron su muerte

Familiares confirmaron la muerte del joven de 23 años, Brandon Sandoval, exatrincherado de la Universidad Politécnica de Nicaragua y estudiante de la carrera de Enfermería que participó y asistió a los heridos en las manifestaciones en contra del régimen Ortega Murillo desde abril del 2018, lo que le habría costado la expulsión definitiva  del alma mater.

El cuerpo de Sandoval fue encontrado este miércoles en la ciudad de Managua, capital de Nicaragua.

“Sufría de depresión por el asedio policial y porque fue expulsado de la (Universidad Politécnica de Nicaragua) Upoli, por haber participado en las protestas”, expresó al medio de comunicación digital Despacho 505, el abogado Maynor Curtis, defensor de reos políticos.

Tras la expulsión del joven Sandoval de la Upoli, este tuvo que matricularse en la Universidad Central de Managua, para poder culminar su carrera de Enfermería, algo que no logró realizar ante su deceso sorpresivo.

La crisis de Nicaragua se ha extendido por más de 17 meses, miles de nicaragüenses han tenido que salir del país ante la grave situación de violaciones a los derechos humanos, otros deciden quedarse y soportar el asedio, la persecución y la intimidación por parte de los simpatizantes, policías y civiles armados afines al régimen de El Carmen.

La vulnerabilidad de los derechos humanos y la crisis económica por la que se enfrentan los nicaragüenses ha creado una secuela en la salud mental, exponiéndolos aún más a este tipo de decisiones.

Al menos 140 estudiantes de la Upoli fueron expulsados de sus carreras por el haber participado en las protestas antigubernamentales en Nicaragua, otros, como es el caso de la Universidad Nacional Agraria, Una, siguen siendo sancionados por su relación a las protestas en contra del régimen y su exigencia por el retorno a los derechos fundamentales en el país.

A %d blogueros les gusta esto: